Acaso estás pensando en callar.

O en no hacerte caso una vez más, como en estos años en los que has estado silenciosa, pasando día tras día sin mediar palabra con otros que a tu paso se mezclaban.

Lo complejo de estas situaciones no siempre son así. Podrían ser más duras para ti, tal como cuándo resultas invisible, a quienes times en frente, o se hacen eco de tus palabras haciéndolas suyas tras haber salido de ti.

En esos casos, una se siente aún más pequeñita, más solitaria y acomplejada, de su insignificancia exterior y por no lograr hacerse notar y que su voz o presencia de alguna manera se imponga al resto.

¿Y cómo hacerte visible?

Acaso, te has preguntado el por qué, no te ven, esa es tu gran pregunta a resolver, tras esas respuestas, alcanzarás una nueva orientación, atención e identidad sobre quién eres.

Silenciar tus emociones no tiene sentido si eso implica tener que acallarte a ti, para dejar de ser tú.

ૐ Gracias por compartir la Canalización sin ser modificada AsunAdá enAmor Agradecida

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *